Traducción al español: Sakura Hayashi
(@SakuXJapan252)

 

Capítulo 3. 1998 – 2006 Continua el engaño, la naturaleza cruel de mi esposa 

 

Se ha completado el dominio

Control total de Masaya y Moritani

Era el 10 de octubre de 1998. En el día de mi cumpleaños número 33, bajo las órdenes de Masaya, mi oficina, “Yes Music Company” cambió de nombre convirtiéndose en “Toshi Office Compay”.

La nueva estructura estaba bajo el control total de Masaya y Moritani. Era el representante de la compañía pero solo de nombre.

Esencialmente, no tenía autoridad, la afluencia de dinero era manejada totalmente por el poder de Masaya y Moritani. A final solo trabajaba para conseguir dinero para ellos. Eso era la “buena acción” que podía hacer como un “ególatra”.

La contabilidad de la empresa al principio, era hecha por el viejo contador de Masaya, M. de cualquier manera, la contabilidad actualmente estaba en manos de Moritani y el manager de Home of Heart Suzuta. Un ex staff de Home of Heart, Ueda (el nombre ha sido cambiado para proteger su identidad) fue llamado por Masaya para para regresar. El asumió el puesto de ser mi manager y su supervisor. Como personal de la oficina, otro ex staff de Home of Heart, Shioda (el nombre ha sido cambiado para proteger su identidad) una mujer como de cincuenta años también fue llamada para regresar. La oficina fue cambiada del edificio donde estaba por órdenes de Masaya, porque “es un desperdicio de renta”. Se cambió a mi propia casa. Bajo el pretexto de ser “empleados” Ueda y Shioda comenzaron a vivir en mi casa. A ellos tampoco se les pagaba un salario, pero en vez de eso, podían asistir a los seminarios.

El contrato de la compañía de grabación con la que también trabajaba en conjunto con la oficina fue cancelado, y por violación de contrato, prometí pagar diez millones de yenes divididos en pagos. Una vez que este contrato fue cancelado, fue transferido a Home of Heart. Con el fin de toda la relación que tuve con mi familia, ahora me sentía angustiado acerca de mi nueva vida, pero al mismo tiempo, sentía una pequeña luz de esperanza, pensando que este era un paso adelante para ser independiente. Por eso, debo estudiar lo que Masaya enseña, y por todos los problemas que le causé y a Moritani, debo corresponderles con “buenas acciones” pensaba. Pero ni siquiera en mis sueños pensé que esto era el principio del camino a la destrucción.

 

La recompensa

Una noche helada, a fines de noviembre, fui al seminario en mi usual ropa de entrenamiento color negro. Tomé de mi closet un abrigo negro hasta la rodilla y me lo puse sobre la ropa. Así, fui a Home of Heart. Esa noche, después del seminario, el abuso y la violencia aparecieron nuevamente, pero esta vez, hasta mi abrigo se convirtió en un tema de problema.

“Esos rockeros visual ególatras, siempre visten de negro porque su corazón es negro. Pareces Drácula, ¡Es asqueroso! ¡Solo las personas que tienen miedo y los ególatras usan ropa negra!” dijeron junto con muchas otras cosas.

Cuando el seminario terminó, y me estaba yendo, Masaya se puso mi abrigo y me imitó cantando. Todo el personal femenino del staff reunido en la planta del sótano se rio. Masaya vivía con alrededor de 30 mujeres en las oficinas centrales de Home of Heart. Había incluso menores y niños viviendo ahí. El factor principal por el que pude hablar de mis sentimientos con Masaya, fue porque a veces me mostraba un lado muy inocente.

Cuando Masaya me regresó mi abrigo, dejé Home of Heart. Afuera hacía mucho frío, pero no usé el abrigo. Cargándolo en mis manos, caminé hacia el carro en el estacionamiento. En el carro, como siempre, se escuchaba un audio cassette de lecturas de Masaya. Mientras conducía en silencio, a mi lado, Moritani, quien había regresado a casa desde hacía un largo tiempo, miró fijamente hacia adelante, sus ojos se llenaron de lágrimas.

“Masaya te salvó de esa familia tuya, que no te amaban y solo te usaban para hacer dinero. Nos sentimos aliviados sin tus hermanos. Pero para los medios, Masaya y home of Heart son vistos como un culto religioso, perdiendo credibilidad y no pudiendo hacer negocios nunca más, no está entrando dinero, ¡Ni siquiera podemos darnos el lujo de comer una comida!

Dando vuelta a la derecha en la intersección de la carretera nacional 246 a Setagaya, deteniéndome en la luz roja, Moritani me miró, con lágrimas cayendo, dijo:

“No importa cuánto dinero le pagues a Masaya, ¡nunca será suficiente! Ahora es tu turno de salvar a Masaya y home of Heart con todo lo que puedas. ¡Si no lo haces, no eres un hombre! Mucho más que eso, por la gente que amas, ¡tienes que ser serio y perderte a ti mismo haciendo esto! Yo no puedo ayudar con nada, pero tú puedes asistir a los entrenamientos del seminario con más urgencia y apoyar con toda tu energía!”

Moritani me hizo esta súplica con una expresión triste. Mi corazón se estremeció ante esa inocencia.

“Ok, haré todo lo que pueda.”

Me sentí con una gran responsabilidad sobre mí, y estaba lleno de sentimientos de disculpa hacia Masaya y Moritani.

Al día siguiente, inmediatamente, busqué una manera de obtener dinero. El dinero de mi compañía y mi dinero propio eran demasiado escasos. Suzuta de Home of Heart me aconsejó pedir prestado un fondo de negocios de una corporación financiera nacional y para ello, Suzuta me ayudó con los documentos y obtuve el préstamo. También recibí el consejo de pedir dinero prestado del banco para cosas como “comprar una pintura”. Al momento, acudí a la sucursal del banco Fuji para obtener más préstamos.

En la corporación financiera nacional, me prestaron 5,000,000 de yenes. En el banco Fuji, 3,000,000 yenes, mucho de ese dinero fue pagado a Home of Heart.

“¡Nada de esto es suficiente! ¡Deberías ser capaz de obtener más!” me alentó Moritani. Esta vez, pedí obtuve dinero prestado de mis amigos. No tuve más remedio que sentir miedo, ya que no tenía experiencia previa en pedir dinero prestado algún conocido.

“¡Pon en práctica la desgracia!, ¡por en práctica la vergüenza! ¡Entre más vergüenza, más tu ego se desploma!” me regañaba Masaya, me armé de valor y contacté a una migo por teléfono. Fui rechazado por muchos, pero muchos se detuvieron a escuchar lo que decía.

“Estoy apabullado por los medios de comunicación. Y ahora, el dinero es una necesidad para comenzar un nuevo proyecto. Por favor, tiéndeme tu ayuda.”

Pedía con humildad, pero la respuesta era unánime.

“¿Este dinero no va a ir a algún extraño culto?”

“No, definitivamente no. ¡Esas mentiras fueron todas hechas por mi hermano!”

Explicaba desesperadamente.

“Bueno, si tú lo dices, trataré de hacer algo.

Eventualmente, obtuve prestado la suma de 20 millones de yenes, de parte de mucha gente, aun, la mayor parte de ese dinero fue pagado a Home of Heart.

Cuando Masaya dijo, “cuando dejas de lado tu ego y simplemente haces esto, los resultados se ven” me sentí feliz. Incluso cuando Moritani dijo alentándome, ¡Wow! ¡Todavía puedes hacer más! Me sentí también feliz.

Después de eso, vendí y puse en subasta mucha indumentaria de escenario que tenía en casa, muchos recuerdos y premios que ganó X Japan, y aun el trofeo que recibió X Japan cuando participamos en el concurso de canciones de NHK Red and White. Incluso comencé a vender los muebles de mi casa para dar más dinero a Home of Heart. Masaya dijo, “tu egolatría es inútil” y para reunir más dinero, cancelé mi seguro de vida.

Una noche en diciembre de 1998, después de reunir todo el dinero que podía, cuando el seminario terminó, Masaya me dijo:

“Escribí una canción para ti. ¿Quieres escucharla?”

“Sí. Respondí inmediatamente.

Masaya cantó mientras tocaba en una guitarra acústica. Antes de que lo supiera, el sótano de Home of Heart, donde había sido el seminario estaba lleno con los miembros femeninos de staff. Escucharon la canción postrados ante Masaya.

Cuando la canción terminó, Moritani, el staff y yo gritamos estruendosamente.

Cuando Masaya terminó de cantar, dijo.

“Canta esta canción y sana a las personas de Japón que han sido heridas como tú” Home of Heart lanzará tu disco. Vive verdaderamente desde ahora…”

“Muchas gracias. Lo siento mucho…” me disculpé mientras lloraba fuertemente.

 

El tour comienza

El lanzamiento del nuevo sencillo fue agendado para principios de enero de 1999. Bajo las instrucciones de Masaya a finales de enero, Ueda, mi manager y yo, volaríamos a todos los rincones del país para promocionar el sencillo. Tal y como en los días del “escándalo del lavado de cerebro”, estuvimos dando entrevistas activamente a los medios de muchos lugares y explicando las circunstancias del “escándalo del lavado de cerebro” promocionando la nueva canción. En el lanzamiento del disco del sencillo, los medios de Kumamoto me presentaron a una tienda de música local donde una firma de autógrafos tendría lugar.

El día de la firma, había más personas ahí esperando verme de las que yo pudiera imaginar. Sin maquillaje, sin disfraces, sin gafas de sol, era una persona totalmente diferente de alguien del estilo rock “Visual”. Usaba una camisa de tartán con botones color café claro, pantalón de algodón beige, mis zapatos eran mocasines, y sobre mis hombros había por supuesto un suéter café claro de algodón.

Para evitar lo más posible futuros “problemas” con la ropa, trataba todo lo que podía de vestir como Masaya, pero al final, eso también se convirtió en un “tema problema” en su violencia y abuso.

Apareciendo en público con esa apariencia causaba conmoción entre las personas de la tienda, algunos de ellos estallaban en aplausos.

Me senté en una silla que estaba ubicada en el corredor de la tienda de discos y los saludé,

“Hola a todas las personas de Kumamoto. Soy Toshi…”

Empezaba contándoles la historia de cómo había tenido una niñez infeliz, mi complejo de inferioridad, como me convertí en una estrella de rock pero no había felicidad en ello, y cómo conocí la música de Masaya y esto cambió mi vida. Entonces, tocaba la guitarra y cantaba.

“Toshi de X Japan está cantando en una tienda de discos local”

Como me presenté en ese evento, los rumores se esparcieron, en un santiamén, mucha más gente fue a la tienda, una fila de personas formadas afuera de la tienda de discos. Comencé a autografiar los discos, todas las 200 copias se vendieron exitosamente, los 200,000 yenes resultante de esas ventas, inmediatamente fueron a la cuenta de banco controlada por Moritani al día siguiente.

Haciendo esto, Masaya ya había encontrado otra manera de hacer dinero, y un “falso” tour, consistente en mini conciertos y eventos de firmas de discos bajo el nombre   “Canción de viaje”. Tiendas de discos, centros comerciales, supermercados, tiendas de instrumentos musicales, tiendas de renta de videos, dentro de estas tiendas, fuera de estas tiendas… en cualquier lugar que hubiera un evento, pedía una cita, en todos los lugares de negocios del país, siempre y cuando hubiera gente que estuviera allí para pagar.

Después de eso, uno tras otro, discos costosos fueron lanzados,  también me presenté en conciertos independientes, tenía actuaciones independientes, solicitudes de más eventos y conciertos celebrados periódicamente por todo el país. Tenía trabajo todos los días siempre y cuando hubiera gente que pagara dinero por ello.

En ese tiempo, también di numerosas entrevistas con los medios, en esfuerzo de borrar el “escándalo del lavado de cerebro”. Comenzando el año de 1999, tuve mucho trabajo local, y había una pequeña oportunidad de regresar a casa, entonces, Moritani vivía todo el tiempo junto a Masaya.

Junto al sótano donde se hacían los seminarios, las oficinas centrales de Home of Heart prohibieron a todos los hombres excepto Masaya mismo. No sabía cómo era la vida diaria de Moritani, pero oraba porque estuviera estudiando arduamente y entrenándose con las enseñanzas de Masaya.

En los dos años entre 1999 y 2001, fui a alrededor de 500 lugares a través del país como parte del tour. El dinero de eso también se incrementó gradualmente. Durante 2001. Estaba obteniendo 10 0 20 millones de yenes yo solo. Un mínimo de ese valor era gastado en mis gastos de vida y otros gastos bajo las órdenes del staff de Home of Heart Suzuta, todo el resto iba a una cuenta bancaria y Moritani lo administraba. Pero el dinero de mis préstamos personales e impuestos nunca fue pagado. Sin saberlo, mis deudas personales y empresariales solo crecieron…

 

Explotación bajo el nombre de voluntariado

La realidad del falso trabajo voluntario

Para el año 2001, el negocio del tour se había extendido de tiendas de discos y otras tiendas a asilos de ancianos. A finales del 2000, en el primer día de año nuevo del 2001, fui a Home of Heart en la ciudad de Nasu para participar en el “Master Training”. Era el día final. Masaya dijo, “como aun tienes tiempo, usa ese tiempo para ir a visitar a los ancianos y sanarlos. Tu entrenamiento es ir a esos lugares donde X Japan no era ben conocido”. Superficialmente, eso era solo falso trabajo voluntario, no era más que una orden para ir a elevar las ventas de discos y otros productos. A finales del 2000, las ventas en las tiendas de discos, centros comerciales y otras tiendas alrededor del país habían llegado a la cima. Tal vez, ahora Masaya pretendía hacer negocios en los asilos como una acción innovadora.

Inmediatamente, una visita voluntaria fue arreglada en un asilo localizado en Yokohama, como un mini concierto de fin de año.

Siendo mi primera visita a un asilo, naturalmente estaba nervioso. Justo como Masaya dijo, era un ambiente donde nadie había escuchado de X Japan antes. Me sentía muy inquieto. El lugar conde sería el concierto era un pequeño lobby. Ahí ajusté el micrófono de un equipo de karaoke, ajusté las cuerdas de la guitarra, y ajusté los niveles de sonido. Mientras lo hacía, pensaba.

(¿Qué pensarán de mí…? Tal vez dirán que no quieren escuchar a medio camino y se irán… se sientan enojados y digan que es molesto…)

Fui estremecido por un sentimiento de nerviosismo que no había sentido cuando había actuado para 50,000 personas en el Tokyo Dome.

Los ancianos espectadores comenzaron a llegar y tomar sus lugares en las sillas previamente alineadas. También cerca de 10 de ellos llegaron en sillas de ruedas. La primera fila estaba formada por gente en silla de ruedas, todos ellos me miraban con recelo. En ese momento, el staff explicó cerca del oído de una dama con voz fuerte, que “un ex miembro de X Japan iba a cantar”. La dama asintió, pero me pregunto si sabía. Finalmente fue tiempo de comenzar la presentación, y aparecí frente a la audiencia.

Había alrededor de 30 ancianos presentes en sillas y sillas de ruedas, y alrededor de ellos 30 personas miembros del personal, y aquellos que supuse eran familiares.

“Hola a todos. Mi nombre es Toshi. Antes, cantaba en un grupo de rock, X Japan.”

Les conté acera de mi niñez, siendo intimidado por mis hermanos, mi complejo de inferioridad, mi otro complejo debido a mi apariencia. Además, de cómo me convertí en estrella de rock, pero como en realidad todo eso estaba vacío y resultó en una batalla por mis derechos artísticos.

“Recientemente, mi hermano, que quiere tener mis derechos artísticos, usó a los medios de comunicación con malas intenciones, llamándome un hombre con el cerebro lavado, aun y cuando eso no es verdad, también atacó con mentiras a la persona que salvó mi vida.

Un hombre en silla de ruedas en la primera fila exclamó algo en voz alta. Una mujer muy elegantemente vestida en la tercera fila también secó sus lágrimas con un pañuelo. Otra dama en silla de ruedas lloró. Los familiares y los miembros del staff también lloraron. Cuando la presentación terminó, dejé la guitarra en mi silla y sin pensarlo mucho me acerqué al hombre que gritó en la primera fila y tomé sus manos. El anciano no podía hablar claramente, pero estoy seguro de que dijo “Muchas gracias” respondí “gracias a usted señor…”

Después, escuché de muchos otros miembros del público, “por favor, toma mis manos también…” mientras extendían sus manos. Me acerqué a cada uno de ellos.

 

“Muchas gracias señora…”

 

Hasta ese punto todo iba muy bien. Pero los familiares y los miembros del personal, formaron una fila para comprar discos en el stand. Los ancianos también se mostraron interesados en comprar discos. El director del asilo también compró un Cd de música de ambiente de Masaya. Las ventas se fueron arriba de los 100,000 yenes.

 

Por supuesto, el propósito de esto era vender discos usando el pretexto del trabajo voluntario. Ir a un asilo y hacerlos felices, eso como concepto probablemente era algo bueno. Pero el objetivo real solamente era elevar las ventas. Cantando esas canciones, contando una historia emocional, seguramente les haría sentir tristeza y el dolor de la soledad, los familiares de esos solitarios ancianos, el personal tan trabajador. Seguramente, cualquiera lloraría. Así, haciendo a esa gente sentirse en ese estado emocional, comprarían productos. Esto era aún peor que in fraude, estaba pretendiendo ser una “buena” persona. Mientras estaba en conflicto con mi propia hipocresía, tenía una sonrisa en el rostro firmando cada uno de los discos comprados.

Con el miedo de sufrir esa terrible violencia y abuso verbal, si no le daba el dinero a Moritani… con el miedo de que si me separaba de Masaya mi vida regresaría al infierno en el que estaba… con la responsabilidad en mi mente de que a causa de mi familia Masaya y los otros de Home of Heart habían pasado por muchos problemas, al grado de no tener ni siquiera para comida… un sentido del deber de que debía esparcir la música de Masaya a toda la gente…

Pensando en si la gente pagaba por un trabajo genuino como la música de Masaya, eso contribuiría a su propio bienestar…

Muchos sentimientos encontrados corrían por mi mente.

Al final, tenía las manos sucias con la cobardía de explotar la debilidad de las personas. Pero continué con todos los asilos del país, asilos para gente con discapacidades, orfanatos, hospitales y servicios de atención médica, prisiones, escuelas reformatorias. En un día visitaba aproximadamente 5 o 6 lugares.

En espacio de 5 años, para el año 2005 había visitado más de 5,000 instituciones, vendiendo productos. Creo que la cantidad vendida en ese periodo no era menor a trescientos millones de yenes. Por supuesto, sin la excepción de un mínimo para cubrir mis gastos de vida, con la orden de Moritani o Suzuta, podía ir al banco y todo este dinero iría a Moritani.

En ese tiempo, desde temprano en la mañana, tenía una maleta llena de discos, un estuche de guitarra, e iba a muchos lugares a cantar. Esta era una ardua labor, e incluso no tenía tiempo para descansar, ya que incluso cuando estaba caminando o iba en algún transporte, recibiría llamadas abusivas de Moritani. Las llamadas telefónicas continuaban desde temprano en la mañana hasta altas horas de la noche. Si dormía plenamente, era alrededor de 4 horas de sueño. Su dormía poco esa alrededor de 1 o 2 horas de sueño. No tenía tiempo para mí o un día libre. Crucé mis límites físicos y mentales. Mi dinero, mi mente, mi fuerza física y mi juicio fueron robados. Había elegido ser el robot de hacer dinero de Masaya y Moritani.

 

El incidente sobre abuso infantil

Descubrimiento del caso de abuso infantil

“¿Hay abuso infantil en Home of Heart?”

De pronto, vi una cámara de televisión y un reportero con micrófono corriendo hacia mí.

Era junio del 2004, al final de un evento, cuando estaba a punto de abordar un taxi. Estaba sorprendido con lo repentino de todo, pero estaba realmente irritado con los medios de comunicación desde los días del “escándalo del lavado de cerebro”. Le dije al conductor, con palabras muy rápidas, por favor, vámonos deprisa de aquí”. Cuando el conductor cerró la puerta automática del auto, el reportero detuvo la puerta del auto, con su mano extendida, poniéndome el micrófono.

“¿Cuál es la verdad acerca del abuso infantil?”

“¿Huh?”

No tenía idea de lo que estaba diciendo, y mientras trataba de cerrar la puerta, el hombre metió la mitad de su cuerpo al carro de manera que no se pudiera cerrar, poniéndome el micrófono en la cara, casi golpea mi nariz. Detrás de su espalda, la cámara de televisión estaba también frente a mis ojos. Pensé que ellos querían hacer esto de una manera ruda, pero por supuesto, ellos querían que tuviera una reacción emocional. Les dije con un tono de voz tranquilo:

“Todo esto es muy repentino. Esto es peligroso, así que por favor, retírese de aquí.”

El reportero gritó de manera áspera.

“¿Es verdad que Home of Heart y la Oficina de Toshi están cometiendo abuso infantil?”

“No, nada de eso está pasando”

“¡Por favor, retírese!”

Traté de cerrar la puerta, pero el no se movió ni un centímetro del espacio de la puerta.

Puso el micrófono en mi cara de nuevo, la cámara solo se aproximó. Debido a eso, alcé mi voz irritado.

“¡Es suficiente!”

Con mi expresión y respuesta emocional, finalmente salió del carro. Tan pronto como el taxi arrancó, pensé que debía contactar a Moritani inmediatamente. Estaba asustado de que este nuevo caso se convirtiera en material para su violencia y abuso. Por un momento, dudé. Pero después de cuatro años desde los ataques negativos de la prensa, presioné el botón de discado del teléfono celular nervioso.

“¿Abuso?”

En cuanto Moritani escuchó el esquema de la situación, inmediatamente dijo con un tono frío:

“Contactaré a Masaya ahora mismo.”

Con el taxi en movimiento, estaba asustado, pensando acerca de qué tipo de cosas le contaría a Masaya. Después de 10 minutos o más mi teléfono celular sonó. Era Moritani.

“Por ahora, contacta a un abogado, infórmale la situación. ¿Vas a algún lado ahora?

“Sí, estoy en un taxi en movimiento.”

“Ok, contáctanos después.”

Tenía miedo de qué tipo de cosas los medios de comunicación estarían conjurando. Pero lo que me asustaba más que los medios era como vendría la violencia y abuso de Moritani y Masaya. Al día siguiente, estaba en la ciudad de Asuke en la prefectura de Aichi. Estaba en la ciudad, cerca del valle Kourankei, famoso por su escenario otoñal, para presentar un concierto. El primer piso del lugar era un establecimiento de una herrería que había sido establecida atrás en el periodo Edo. El segundo piso era un café donde actuaría. Era un lugar excéntrico, pero al mismo tiempo, me sentía como en casa. El dueño me saludó con una sonrisa.

“Aún está haciendo frío por aquí, ¿huh?

“Si, haré mi mayor esfuerzo”

En el área montañosa, aun y cuando ya había pasado la primavera, ese día hacía mucho frío, como si helara. El cielo estaba de un azul profundo, el aire estaba limpio.

“Huuh…”

Sin percatarme, inhalé profundamente el aire fresco que debería mejorar mi estado de ánimo, pero debido a lo sucedido ayer, se convirtió en un suspiro. Tenía dos eventos para día y noche. El café estaba lleno con aproximadamente 50 personas. Cuando regresé al camerino después del término de la actuación de día, mi teléfono celular sonó.

“El centro de consulta infantil y la policía vienen aquí ahora. También van a ir a la oficina de Toshi. Se están llevando a los niños.”

Raramente recibía una llamada directamente de Masaya su voz en el teléfono me sorprendió.

El lugar al que se refería como “aquí” era la nueva dirección a la que Home of Heart y Toshi Office se habían cambiaron en agosto del 2001. Antes, estaba localizada en Minato Tokio, Minamiasa y ahora estaba en Tochigi prefectura en la ciudad de Nasu. “Aquí” era un cuarto en un departamento localizado en el vecindario de Nasu en la ciudad de Kuroiso (Ahora Nasu Shiobara). Masaya probablemente estaba haciendo la llamada desde su habitación personal en las oficinas centrales. Hablaba como susurrando, como si quisiera ocultar el contenido de la conversación a cualquiera afuera, denotando qué tan serio era el asunto.

“Moritani ahora está cargando al bebé resistiéndose al centro de consulta infantil para que no se la lleven.”

El bebé del que Masaya hablaba era una niña nacida de una relación con una de las miembros del staff.

“¿Qué?”

Yo estaba en otra habitación cerca del camerino, sintiendo el aire frío. Me quedé sin palabras.

“El abogado Kito y los otros ya establecieron las trampas” ¡debido a ti, incluso nos están quitando a los niños!”

Dijo Masaya y terminó la llamada telefónica.

Como en el tiempo del “escándalo del lavado de cerebro”, los medios de comunicación estaban involucrados en este caso, y el abogado Kito, sabiendo la mala naturaleza de Home of Heart, informó al Centro de consulta infantil de la prefectura de Tochigi que Masaya ha ordenado a las madres de los niños que viven con él no dejar que los niños asistan a la escuela. Los niños eran forzados a trabajar. Están restringidos de salir.

En lo relacionado a “Toshi Office”, se reporta abuso infantil porque “una madre, de acuerdo a las enseñanzas de Masaya, está criando a un niño de dos años en una caja de cartón de aproximadamente 1 metro de ancho y de altura”. El centro de consulta inició una investigación con estos informes.

 

Noticias impactantes

El 4 de abril de 2008, después del término de dos conciertos voluntarios en asilos, estaba poniendo las cosas en orden. Inmediatamente después del concierto, los ancianos ya estaban reunidos para su almuerzo. Entones, en la televisión, estaban las noticias del día del NHK.

“Han habido reportes de abuso infantil en el centro de seminarios de auto-superación “Home of Heart”, localizado en la ciudad de Nasu, prefectura de Tochigi. El centro de consulta infantil de la prefectura de Tochigi ha estado investigando el caso por ocho días, basado en las leyes anti abuso de niños. Cinco menores y bebés han sido puestos bajo protección…”

Miré fijamente la pantalla de la televisión mientras escuchaba a aquella voz. Mostraban imágenes de las oficinas centrales de “Home of Heart”.

“Los bebés eran puestos y criados dentro de una caja de cartón, los niños hacían trabajo físico pesado, sus tiempos de comida eran establecidos como a la 1 a.m. o las 2 a.m. Los niños tienen la edad suficiente para asistir a la escuela, pero no van. El abogado que descubrió esta información, aboga por la 9na. Enmienda de la protección de los derechos humanos de acuerdo a la Federación Japonesa del

 Colegios de Abogados. También se está considerando indemnización y enjuiciamiento por daños.”

Era la primera ver que sentí dolor con el peso de esas noticias.

Después de eso, a lo largo de una conferencia de prensa con el abogado Kto y la policía, ellos mostraron imágenes de lo que creían que era en interior de Home of Heart y material de archivo guardado con antrioridad.

En esas noticias, también explicaban los principios básicos de enseñanza de Masaya, mostraron testimonios de los perjudicados, imágenes en escena de las condiciones de los niños. Contenidos reconociendo que “Home of Heart es un peligroso grupo de culto que abusa de los niños. Con intimidación y violencia, fuerzan a los miembros a darles dinero.”

La vez anterior con “el escándalo del lavado de cerebro”, estuvo a nivel de espectáculos de variedades y revistas semanales, pero ahora, esta era la noticia de un problema social, un “caso”. La influencia del “escándalo del lavado de cerebro” nunca podría compararse a la influencia de este.

Después de eso, una serie de informes policiacos, juicios de casos civiles y la ofensa y defensa del abogado Kito y los perjudicados comenzó.

 

El inicio de un juicio que me llevo a una situación comprometedora y difícil de librar

El proceso turbio comienza

En marzo del 2001, un website llamado “Análisis del problema de Home of Heart y Toshi” (Popularmente conocido como “HTP”. Ahora llamado como “Análisis del problema de Masaya y el grupo Kurabuchi Toru”) apareció en el internet. Se piensa que este website fue creado por un perjudicado llamado “A”. El contenido de este sitio acusaba a Masaya, Home of Heart y Moritani de que una persona les había dado dinero y le habían causado daño emocional, y culpó a su “anunciante” Toshi. Cuando el creador del sitio comenzó a consultar con el abogado Kito, el “caso de abuso infantil” ya se había dado a conocer a los medios de comunicación.

En respuesta al abogado Kito y los perjudicados de Home of Heart las partes utilizaron los medios de comunicación, recibí ordenes de Masaya:

“Ve con los medios de comunicación y niega todo.”

“Refuta todas estas cosas en tu propio website.”

Al día siguiente, di una entrevista en un programa televisivo de variedades, y publiqué el contenido que Masaya exigió, manteniéndose despierto toda la noche escribiendo, enviándolo a Home of Heart para su aprobación y por último colocando el contraataque en el sitio web. Incluía cosas como “un ex admirador y un miembro del personal nos acosaba con acciones acosadoras y se han unido a con un abogado corrupto y manipulador, buscando su interés.”

“Masaya me dijo, “No pelees”, como sea, no lo permitiré, y no perdonaré a esa gente. Pelearemos hasta el final.”

Entonces, un fax de disculpa fue enviado a las personas involucradas con los eventos y conciertos previamente agendados, pero, uno por uno, todos ellos fueron cancelados. Después de eso, por las noticia de los cargos criminales del abogado Kito en la policía de Tochigi por “confinamiento” y “violación del bienestar de los niños”, la Supervisión de Normas Laborales hizo una revisión por “violación de los estándares laborales”, publiqué en mi propio sitio web otra refutación. Entonces, debido al contenido de esto, en abril de 2004, el abogado Kito y los perjudicados demandaron a Masaya y a mí por difamación en el juicio civil, y también hubo una demanda civil por reparación de daños.

Como el abogado Kito, las partes perjudicadas y los medios de comunicación continuaban su persecución tras Home of Heart, esta vez recibí instrucciones de Masaya para demandar a las partes perjudicadas en mi nombre y el de toshi Office. En mayo de 2004, interpuse una demanda civil contra las partes perjudicadas por “obstrucción de negocios” y “difamación”. Después, aún bajo las órdenes de Masaya, en junio de 2004, presenté una demanda ante la federación Japonesa de la Barra de Abogados por medidas disciplinarias contra el abogado Kito. Entonces, en agosto del 2004, otra parte afectada reclamó reparación de daños, “más que el daño de la retroalimentación con violencia, me vi obligado a prestar dinero en una cantidad tan alta como 13 millones de yenes”

El precio de la reparación era aproximadamente de 2 millones de yenes. Después de eso, en un espacio de alrededor de 6 meses, una serie de procesos civiles turbios comenzaron.

 

Realidad del caso de abuso infantil

Había estado solamente una vez en las nuevas oficinas centrales de Home of Heart ahora localizadas en la ciudad de Nasu, no sabía cómo eran las condiciones dentro. Uno de los niños vivía junto con las mujeres como un grupo. Dos niños vivían en la pensión de Home of Heart en Yakushima. Un bebé de la relación entre Masaya y un miembro del personal, y un total de cuatro niños vivían juntos. Eso era lo que supuse por las conversaciones entre Masaya y Moritani. En el departamento de la Toshi Office, mientras el seminario de entrenamiento ocurría al mismo tiempo, bajo las ordenes de Masaya una mujer vivía allí como empleada con su hija quien tenía aproximadamente 10 años de edad. También escuché que otra mujer y su hijo de 2 años vivían en una habitación diferente. Aun y cuando fui nombrado el supervisor de Toshi Office, no podía ir allí sin el permiso de Moritani. Tal vez fui ahí un par de veces solo para revisar mi equipaje, pasando muy poco tiempo. No tenía idea de qué clase de cosas pasaban en la oficina. Las explicaciones de Masaya siempre tenían posturas negativas hacia la escuela.

“Solo los padres pervertidos hacen a sus hijos ir a la escuela.”

“La escuela es solo un lugar para malas relaciones y acoso.”

“Las escuelas les lavan el cerebro a los niños con conocimientos erróneos, estropeando su inocencia.”

“Nadie les enseñará cosas genuinas a los niños en la escuela, la única manera de aprender acerca de la verdad es a través de los seminarios de Masaya…”.

Aun cuando yo recibía abuso verbal de parte de Moritani a través del teléfono, hasta entrada la noche, los niños también podían hablar por teléfono, tomando también parte del abuso verbal.

Cuando supe las noticias acerca de que los niños estaban siendo metidos en cajas de cartón, las madres lo negaban, pero no sabía si era verdad o mentira.

En ese tiempo, pensaba, “¡si esto es realmente verdad, es espantoso!”, pero al mismo tiempo suprimía ese pensamiento porque pensaba que estaba equivocado. “Tener pensamientos contrarios a lo que dice Masaya es causa de mi egolatría, eso solo es malo. Masaya siempre tiene la razón.” Ese era el resultado de las marcas del abuso y violencia. Siempre sufrí con ese conflicto.

Eventualmente, en el enjuiciamiento de abuso infantil, fui declarado sin sospecha y no fui acusado. Ese resultado probó que no tenía conexión con ese caso. Pero Masaya y los otros fueron juzgados como “sin sospecha” o “hallazgos no concluyentes” lo que llevaba a “falta de pruebas para ser acusados” y el caso se cerró. Los niños regresaron condicionalmente del centro de consulta a Home of Heart. En ese tiempo, había desempeñado un rol en que los niños regresaran a Home of Heart y esto, aun ahora, es lo que más pesa en mi mente.

Cuando pienso en aquellos niños siendo apartados del mundo, sin saber nada más que Home of Heart, y convirtiéndose en robots para la conveniencia de Masaya, me hace sentir verdaderamente miserable.